Blogia
LA CASCADA DE BABEL: Historia, Letras, Libros

Otra vez sangre ante las urnas... ¡basta ya!

Otra vez sangre ante las urnas... ¡basta ya!

Jornada de reflexión. Cuando era niña, me intrigaba mucho descubrir qué demonios significaba eso. Me imaginaba a la gente caminando taciturna y pensativa por la calle, reflexionando de forma sincronizada sobre temas que escapaban a mis 5 ó 6 años... Crecí sin dejar de interrogarme sobre esta y otras cuestiones... y empecé a votar.

Siento una íntima satisfacción cada vez que voto. Cuando cierro la cortina que garantiza la frágil intimidad de mi voto, me siento libre. Dentro de la cabina, puedo desafiar a las encuestas, a las estadísticas, a los sondeos, a los promesómetros, a la Ley D'Hont, a los partidos, al sistema. La sensación de saberme a solas con mi conciencia me hace plenamente feliz durante unos minutos. Y cuando cierro el sobre, mi pensamiento es siempre para la cantidad de años y vidas que históricamente ha costado conseguir el sufragio universal libre y secreto.

Al igual que hace cuatro años, mañana votaremos con olor a sangre en el aire. En aquella ocasión fueron 191 las víctimas, hoy sólo una. Pero la sensación es la misma. Llevamos así desde aquellas primeras elecciones post-franquistas de 1977. De un modo u otro, el terrorismo recorre la historia electoral española como un nervio invisible, que sólo se hace notar cuando una bala lo retuerce, sacudiéndonos dolorosamente a todos... ¿Cuándo un país sin nucas agujereadas?, ¿cuando un país sin jornadas electorales tristes?, ¿cuándo un país sin violencia?

El único voto útil es el voto emitido en conciencia. Que la jornada de reflexión os sea provechosa, queridos babeleros/-as    

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

1 comentario

Gus -

Certo. Estes sucesos están cargados dunha penosidade espantosa. ¿Que ten esa xente na cabeza?...
BASTA XA!
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres