Blogia
LA CASCADA DE BABEL: Historia, Letras, Libros

"Damnatio memoriae" por ley. A vueltas con la eliminación de la simbología franquista

"Damnatio memoriae" por ley. A vueltas con la eliminación de la simbología franquista

En el antiguo Egipto, cuando un golpista usurpaba el poder violentamente, no se conformaba con pasarle el cuchillo al emperador, sino que deformaba su rostro de las estatuas y borraba su nombre de las inscripciones, en la creencia de que así eliminaba también su legado y podía recomenzar sin rémoras. Los historiadores llamamos a esto damnatio memoriae. Pues bien, los ilustrísimos inquilinos de la Rúa do Hórreo ya le han dado carta de naturaleza a su particular damnatio aprobando la eliminación de símbolos franquistas de las calles y plazas gallegas.

En este tema, nuestros políticos se están comportando como los niños que aún no han desarrollado la autoconsciencia corporal, a los que cuando dices "escóndete" se tapan los ojos con ambas manos convencidos de su invisibilidad... No seré yo quien defienda a la dictadura de Franco, pero me parece infantil y anti-pedagógico eliminar una parte de nuestro pasado a golpe de ley. Guste o no, los efectos una dictadura de casi 40 años no van a evaporarse borrando sus huellas. La mejor forma de no volver a un pasado indeseado es asumirlo, no huir de él.

Los babeleros más asiduos recordarán que esta cascada brotó precisamente con un artículo sobre este tema. Sigo pensando lo mismo: el único favor que se le puede hacer a la memoria histórica es convertirla en alimento de las nuevas generaciones. Para ello, tienen que conservarse las evidencias. Como ciudadana consciente y como historiadora, yo preferiría ver las estatuas ecuestres del invicto Caudillo con una placa de este tenor (y es sólo una sugerencia):

Francisco Franco Bahamonde. Militar y jefe de Estado español, ejerció el poder de forma dictatorial (1936-1975) tras una cruel guerra civil apoyada por la Iglesia que causó muertes y encarcelamientos. Restringió las libertades, atentó contra los derechos humanos y negó la condición de españoles a todos los que estuvieran en su contra. Sabemos, pero no olvidamos.

Más madurez democrática y menos demagogia!  

[PS. Como soy consciente de que la resaca de aquella tarde dominical puede haber nublado un tanto los recuerdos de mi barbanzano favorito, aquí le dejo cariñosamente dedicada esta placa del "Paseo J.A. Primo de Rivera" que, sin duda, le resultará familiar... Chulo]

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

1 comentario

Gus -

Pero como me sona a min esa fotografía, ehh?
jejejej
Un bico!
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres